Congreso de los Diputados

Félix Bolaños: "Cada vez que una sola persona gana un derecho la democracia se hace más grande para todos los demás"

Jueves 30 de septiembre de 2021

Para Bolaños, el proyecto normativo aprobado por el Consejo de Ministros el 11 de mayo supone un paso adelante en la configuración del Estado social y democrático de derecho. En este sentido, el proyecto persigue consagrar el derecho a la dignidad y al libre desarrollo de las personas con discapacidad y consolidar el deber de los poderes públicos de promover y proteger los derechos de estos ciudadanos: "Es nuestra obligación", ha afirmado.

Las personas con discapacidad, aproximadamente 3,8 millones en España, y sus familias, necesitan de cuidados específicos porque tienen mayores barreras para encontrar empleo, sufren más la brecha salarial y siguen teniendo dificultades en el el acceso a servicios públicos y participación social. Además, las mujeres sufren violencia sexual y de género con mayor incidencia.

En este contexto, el ministro de la Presidencia ha concretado que la reforma no es fruto de la voluntad del Gobierno, sino el cumplimiento de un deber que tenemos todos como sociedad: "La discapacidad es una característica más, no lo único por lo que se debe reconocer a alguien. Lo importante es anteponer la palabra persona. Las personas no son discapacitadas sino que tienen una discapacidad que desde luego no puede definirlas".

Adecuar la Constitución

Bolaños ha afirmado que el artículo 49 en la Constitución fue un gran avance porque reconoció que la discapacidad es una cuestión pública. No obstante, el texto ha "envejecido" y ha dejado de estar en línea con la evolución que han experimentado el concepto y el enfoque de la discapacidad. En este punto, Bolaños ha destacado que "las constituciones no pueden estar al albur de cambios partidistas pero tampoco pueden ser inamovibles. No hay mejor manera de defender los principios constitucionales que adecuar la Constitución a los cambios que se van produciendo en nuestro país".

Además, la reforma es un paso más en el cumplimiento de los compromisos adquiridos a nivel internacional y, concretamente, los ratificados en 2008 en la Convención Internacional sobre los derechos de las personas con discapacidad aprobada por Naciones Unidas. Para el ministro, esos mandatos, que ya se reflejan en las leyes deben plasmarse, con más motivo, en la propia Constitución. "Esta modificación del artículo 49 supone actualizar nuestra Carta Magna y ponerla al nivel de la Convención y de la Ley", afirmó Bolaños.

"Día histórico"

La reforma, precedida del trabajo desarrollado en 2018 por todas las formaciones políticas con representación en la Cámara, ha contado en todo momento con el respaldo y participación del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI). Este comité calificó como "día histórico" el 11 de mayo de 2021, cuando el Gobierno acordó dar un impulso sin vuelta atrás a su reivindicación más importante.

"No concibo que esta reforma no se apruebe por unanimidad", ha defendido el ministro Bolaños, quien ha pedido no dar la espalda a las personas con discapacidad, sus familias y las organizaciones que les apoyan. "Cada vez que una sola persona gana un derecho la democracia se hace más grande para todos los demás", afirmó.